Cartas no enviadas

Si lo sé, me fui

Me fui. Lo hice para sobrevivir a la selva de cemento que me lamia las entrañas y secaba el corazón; el neón maquillado, sus semáforos incansables, los bocinazos de los autos, los ojos sin miradas me estaban descuartizando viva. Me iba o moría.

Estatua en Estepona – Andalucía- España

El nuevo capítulo me necesitaba sola.

Atardecer Mediterráneo- Costa del Sol- España

De mas está decir que las noches se tornaron amigas de mis desvelos; ellas me observaron en el camino de los “si” y los “no” … no hubo grises ni matices.

Eras demasiado urbano. Yo, demasiado natural. Ambos orgánicos.

Sin miradas, ni abrazo. Sin un hola o un chau. Sin un antes ni un después en mis palabras … pero un aullido en mis silencios.

No quería irme de ti ni de mí, ni de ese nosotros en el que éramos “otra cosa”

No quería irme de nosotros … pero era necesario.

Carolina Chavez para Urbana y Natural

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s